1
Última actualización: 06:05 / Miércoles, 20 de Febrero de 2019
Análisis de NN IP

La industria automotriz comienza a recuperarse tras las turbulencias

La industria automotriz comienza a recuperarse tras las turbulencias
Foto: Free-Photos / Pixabay CC0 Public Domain
  • La recuperación de las entregas después del escándalo del diésel es una oportunidad para fabricantes y proveedores de automóviles
  • Es probable que China estimule el sector para mantener el crecimiento del PIB y alcanzar los objetivos del Gobierno
  • Las valoraciones cercanas a la recesión después de un 2018 complicado y las crecientes expectativas pueden ayudar al sector
Por Funds Society, Madrid

Los fabricantes y proveedores de automóviles han vivido un año complicado después de que la Unión Europea impusiera nuevos tests de emisiones y las ventas chinas se debilitaran. Sin embargo, NN Investment Partners (NN IP) cree que la industria puede superar esta situación, ya que, a su juicio, el impacto de las nuevas normas prácticamente ya ha sido absorbido y la perspectiva para las ventas del país asiático en 2019 es positiva, más aún si el Gobierno implementa su plan de estímulos.

Al mismo tiempo, las evaluaciones del sector automotriz están cercanas a los niveles de la recesión. Por ende, cuando crezcan las ventas, NN IP espera una recuperación del sector y un gran impulso para los proveedores de autopartes.

Los nuevos tests europeos

Nicolas Simar, gestor principal de cartera en el área European Equity Dividend Strategies de NN IP, recuerda que, después del escándalo de las emisiones de vehículos diésel, la Unión Europea introdujo un método nuevo para medirlas, así como el uso de combustible. Implementado en el tercer trimestre del año, se trató de un largo procedimiento que tuvo que aplicarse sobre cada modelo de automóvil.

“Esto complicó el proceso e interrumpió la cadena logística en el sector. Por ejemplo, en cierto punto, Volkswagen llegó a tener 250.000 coches esperando para ser entregados a Alemania”, afirma Simar. Actualmente, la mayoría de los proveedores se han adaptado a las nuevas pruebas y el impacto negativo en las entregas ha disminuido enormemente. Esto significa que el próximo año, lo más probable es que éstas aumenten respecto a 2018.

La probable recuperación de China

El otro factor que está reduciendo las valoraciones en el sector es el decepcionante desarrollo de las ventas chinas de coches este año: la caída se ha acelerado del -4% en julio a un -12% en septiembre y octubre. Para NN IP, las razones principales de esta situación son la incertidumbre en torno al impacto de la guerra comercial entre China y Estados Unidos y la caída del mercado de valores del país asiático.

“Los consumidores chinos están esperando la implementación de medidas que estimulen las ventas de automóviles para apoyar la economía del país. Es probable que esto los lleve a posponer la compra de un coche mientras aguardan la llegada de posibles subsidios”, afirma Simar. El sector automotriz contribuye de forma importante al PIB chino y tiende a ser estimulado para sostener el crecimiento económico de acuerdo a los objetivos del Gobierno.

Una posible medida sería una reducción en el impuesto sobre la compra de pequeños automóviles del 10% al 5%, una política que ya fue exitosa en 2016 y que podría aumentar el mercado en un 10% el próximo año. Este plan no es oficial, pero NN IP cree que es bastante factible que se implemente para compensar la presión económica de mayores tarifas a comienzos de 2019.

Las evaluaciones no descartan la recuperación

La industria del automóvil ha sido una de las que peor se ha desempeñado este año en Europa. Las acciones de los fabricantes de coches han caído un 15% desde principios de 2018 y los proveedores de autopartes han perdido incluso un 35% de la capitalización de su mercado. Las evaluaciones han caído dramáticamente y están cerca de los niveles de recesión.

Simar considera que el mercado chino va a recuperarse con los estímulos y los mercados de Europa y Estados Unidos pueden mantener sus niveles actuales debido a las mayores tasas de empleo y poder adquisitivo generadas por la subida salarial. Mientras estas regiones no sufran una recesión, sus mercados automotrices serán sostenibles.

Con todo, NN IP cree que el mercado es demasiado pesimista, ya que una recuperación en China podría impulsar las ventas globales de coches y llevar a una recuperación en el área de autopartes. En un entorno con mayores expectativas de ventas, las acciones de los proveedores tienden a superar las de los fabricantes. Las estimaciones actuales no están descartando la recuperación de las ventas chinas el próximo año y el país asiático aglutina más del 30% de los beneficios de la mayoría de los fabricantes y proveedores de coches.

NN IP recientemente se introdujo en el sector a través de sus fondos NN (L) Euro High Dividend y NN (L) European High Dividend, ya que esperan que los proveedores de automóviles sean capaces de beneficiarse de una recuperación en el mercado chino y el europeo. Estas acciones ofrecen, a su juicio, valoraciones atractivas que están cerca de alcanzar los niveles de la última recesión. Finalmente, otorgan un ingreso por dividendos por encima de la media con rentabilidades que actualmente se ubican entre el 4% y el 5%.

Portadas: 

0 Comentarios

Añadir nuevo comentario